viernes, 17 de agosto de 2012

Silencio de hielo


Dir. Baran Bo Odar.
Act. Ulrich Thomsen, Wotan Wilke Nohring, Katrin Saas, Burghart Klaussner...














Las tinieblas del corazón humano
Película difícil de ver por lo áspero del tema, entre la culpa, el duelo eterno hacia los muertos y los asesinatos de niños a manos de pederastas.
Una vez dicho esto, y que roza a veces lo morboso sin llegar a ser sucia, es de justicia reconocer que ese aire nórdico y luterano empapa al espectador hasta el sombrío y sequísimo final, que no admite ninguna concesión a la galería.

Tiene un reparto muy sólido desconocido por el gran público de aquí, pero muy famoso en el norte de Europa y el director borda su segunda película y desde luego a partir de ahora recordaremos su nombre. Porque no sólo cuenta muy bien la historia con unos personajes fínísamente hilados en terrenos tan pantanosos, sino que la fotografía espléndidamente en esos tonos ocres que el Instagram, la aplicación fotográfica del momento, ha puesto de moda, y filma con gran elegancia y un sentido exquisito del plano cenital.

Ciertamente se sale de la sala con ciertas mariposas en el estómago por aquello del poder de la imagen y la narración, pero, en realidad no asistimos a algo mucho más tremendo que lo que nos cuentan diariamente en los medios.
Lo que pasa es que Baran Bo Odar hurga en la herida y pone al género humano ante su espejo más deformado.
alfonso

No hay comentarios: